CUATRO LUNAS DE SANGRE

 

“El sol se convertirá en tinieblas, y la luna en sangre, antes que venga el día del SEÑOR, grande y terrible.” (Joel 2:31)
“El sol se convertira en tinieblas y la luna en sangre, antes que venga el dia grande y glorioso del Señor.” (Hechos 2:20)

El Espíritu Santo me ha mandado a discutir a los fenómenos astronómicos de 2014-15 de Las Cuatro Lunas de Sangre con eclipse total del sol en medio de las Lunas de Sangre como un presagio de tres eventos secuenciales: el debut de El AnticristoLos Tres Días de Oscuridad  y La Segunda Venida de Cristo. Esta tétrada lunar cae en las fiestas judías de Pascua y es la única en el siglo 21.

El artículo de la Divina Misericordia y la Segunda Venida presenta mensajes de Jesús y de Su Madre a Sor Faustina sobre El Fin de los Tiempos. El siguiente mensaje de Mayo de 1935 es particularmente revelador: “Va a preparar al mundo para Mi última venida” (Diario 429) 

“Y habrá señales en el sol, en la luna y en las estrellas, y sobre la tierra, angustia entre las naciones, perplejas a causa del rugido del mar y de las olas, desfalleciendo los hombres por el temor y la expectación de las cosas que vendrán sobre el mundo; porque las potencias de los cielos serán sacudidas. Y entonces verán al Hijo del Hombre que viene en una nube con poder y gran gloria. Cuando estas cosas empiecen a suceder, erguíos y levantad la cabeza, porque se acerca vuestra redención.” (Lucas 21:25-28)

Consulte el artículo La Segunda Venida de Cristo. 

“Mas velad en todo tiempo, orando para que tengáis fuerza para escapar de todas estas cosas que están por suceder, y podáis estar en pie delante del Hijo del Hombre.” (Lucas 21:36)

Hermanos, fortalecen vuestra espiritualidad para resistir al Anticristo. Arrepentíos y sean convertidos según los artículos Conversión y Segunda Venida y Nacer Otra Vez. 

“Porque de tal manera amó Dios al mundo, que dio a su Hijo unigénito, para que todo aquel que cree en El, no se pierda, mas tenga vida eterna.” (Juan 3:16)
“Porque no nos ha destinado Dios para ira, sino para obtener salvación por medio de nuestro Señor Jesucristo.” (1 Tesalonicenses 5:9)

Hermanos abrazan a La Misericordia Infinita de Cristo tan pronto como sea posible adelante del Anticristo. Aseguren un lugar entre los elegidos de Cristo para se encontraren con Él en las nubes en Su Segunda Venida.

This entry was posted in Español and tagged . Bookmark the permalink.